Se encuentra usted aquí

Disponible en:Español

Jóvenes de la región llaman a los gobiernos a velar por sus derechos y garantizar su pleno desarrollo

Primer conversatorio regional a 30 años de la Convención sobre los Derechos del Niño, organizado por la CEPAL y UNICEF, finalizó hoy en Santiago de Chile.

29 de noviembre de 2018|Noticia

cierre_675.jpg

Panel de clausura.
Foto: CEPAL.

Jóvenes de 26 países de América llamaron hoy a los gobiernos a velar por sus derechos y garantizar una vida digna e infancia plena para los niños, niñas y adolescentes del continente, durante la clausura del primer Conversatorio Regional de América Latina y el Caribe “En la ruta de la igualdad: 30 años de la Convención de los Derechos del Niño”, que se celebró del 27 al 29 de noviembre en la sede de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), en Santiago de Chile.

La ceremonia de cierre del encuentro, organizado por la CEPAL y la Oficina Regional para América Latina y el Caribe del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), fue encabezada por Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la comisión regional de las Naciones Unidas, y María Cristina Perceval, Directora Regional para América Latina y el Caribe de UNICEF.

En la ocasión, 92 jóvenes de 26 países de América entregaron a las autoridades un manifiesto en el que emplazaron a los gobiernos del continente a “velar porque todas las entidades estatales, así como la ciudadanía, conozcan nuestros derechos y que en conjunto podamos actuar para lograr su cumplimiento”.

El documento también solicita que “las leyes velen por nuestros derechos, permitiéndonos gozar de una vida digna, buena salud e infancia plena, además de recibir una educación de calidad sin exclusión”.

Durante su intervención, Alicia Bárcena agradeció el compromiso de los jóvenes y reafirmó la decisión de la CEPAL de trabajar por el respeto irrestricto de los derechos de los niños, niñas y adolescentes de América Latina y el Caribe.

“Gracias por remover nuestros corazones, nuestras conciencias. Gracias por conectarnos con el gran mundo que habitan. Gracias por compartir con nosotros sus inquietudes, por emplazarnos”, señaló.

La Secretaria Ejecutiva de la CEPAL recordó que el desarrollo económico no es una condición suficiente para garantizar los derechos de niños, niñas y adolescentes, sino que hace falta alcanzar un desarrollo sostenible con igualdad que asegure que nadie se quede atrás.

Añadió que el bienestar de los más vulnerables se resiente en países con mayor nivel de desigualdad y que los derechos necesitan soluciones practicables.

Asimismo, llamó a erradicar la normalización de la violencia en una región donde 67 adolescentes mueren cada día víctimas de homicidio y subrayó que la educación es fundamental para el desarrollo de los niños, niñas y adolescentes, y para romper el círculo intergeneracional de la pobreza.

María Cristina Perceval, en tanto, afirmó que “los derechos se escriben en las convicciones, pero se conquistan en las calles y es eso lo que ustedes están haciendo hoy.

Agregó que “vinimos con mucha humildad, pero también con mucha rebeldía a ponernos a vuestra disposición, no porque no hagamos nada para que ustedes sean sujetos de derechos, sino porque somos conscientes de todo lo que nos falta hacer”.

Durante los tres días de conversatorio, representantes de gobiernos, instituciones internacionales, sector privado, academia y sociedad civil revisaron los avances y desafíos para la región en materia de derechos de la niñez y la adolescencia, con miras al cumplimiento de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

En el marco del encuentro, el martes 27 de noviembre, se celebró la ceremonia de presentación de proyectos y premiación de Concausa 2030, una iniciativa organizada por la América Solidaria Internacional, la CEPAL y UNICEF, que busca identificar y difundir proyectos desarrollados e implementados por jóvenes, que apunten a terminar con la pobreza infantil en la región y al logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.