Se encuentra usted aquí

Disponible en:EnglishEspañol

CEPAL aboga en Habitat III por aprovechar la revolución de los datos para impulsar la sostenibilidad urbana

Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva del organismo regional, participó en un evento paralelo a la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Vivienda y Desarrollo Urbano Sostenible.

18 de octubre de 2016|Comunicado de prensa

La Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), Alicia Bárcena, abogó hoy en el marco de la conferencia Habitat III en Quito por aprovechar la revolución de los datos para mejorar la toma de decisiones y la medición de resultados y por poner en manos de la ciudadanía información en tiempo real con el fin de promover un desarrollo sostenible, un desafío en el que las urbes, que acogen al 79,5% de la población de la región, juegan un papel clave.

“Debemos poner la información al servicio de los ciudadanos en forma oportuna”, señaló la máxima representante de la CEPAL al participar en un evento titulado “Aprovechando la revolución de los datos para la sostenibilidad urbana”, organizado por el Departamento de Estado de los Estados Unidos de forma paralela a la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Vivienda y Desarrollo Sostenible, que se celebra del 17 al 20 de octubre en la capital ecuatoriana.

Este evento da continuidad a otro diálogo que tuvo lugar el pasado septiembre en Nueva York en el marco de la Asamblea General de la ONU donde la revolución de los datos se relacionó con el cambio climático y la resiliencia ante eventos extremos.

Bárcena recalcó que el mundo está inmerso en una revolución digital que en América Latina y el Caribe se ha traducido en que, según datos de la CEPAL, el porcentaje de habitantes de la región que usó Internet aumentó 20 puntos porcentuales entre 2010 y 2015, cuando se situó en 54,4%. Para seguir incrementando la accesibilidad a la Red, la alta funcionaria de las Naciones Unidas apostó por concebir la banda ancha como un buen público.

Esta revolución digital se traduce en una revolución de datos generados por distintos actores. “Los datos tienen que ser accesibles a todos y en formatos abiertos para fomentar la transparencia y la rendición de cuentas”, subrayó. “Necesitamos datos fiables de fuentes públicas y privadas para la implementación y seguimiento de la Nueva Agenda Urbana que se adoptará en Quito, así como de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y del Acuerdo de París sobre cambio climático”, remarcó la Secretaria Ejecutiva.

Bárcena explicó que la revolución de los datos que está en desarrollo puede ayudar, por ejemplo, a mejorar la capacidad de respuesta ante los desastres naturales y a evaluar los daños ocasionados por estos. En este ámbito, la CEPAL ha calculado que entre 1972 y 2014 la región sufrió 2.219 eventos naturales extremos que causaron 520.000 muertes y afectaron a 230 millones de personas, con un impacto económico aproximado de 350.000 millones de dólares entre 1970 y 2014.

La alta funcionaria de las Naciones Unidas manifestó el interés del organismo en compartir este tipo de información con la Alianza para la Resiliencia y la Preparación Medioambiental (Partnership for Resilience and Environmental Preparedness, PREP), una iniciativa público-privada que busca generar una plataforma de datos abiertos con el fin de mejorar la toma de decisiones orientadas a fortalecer la resiliencia climática.

La Secretaria Ejecutiva recordó además que la CEPAL ya colabora con la Alianza Global para Datos de Desarrollo Sostenible, lanzada en 2015, que integra a gobiernos, organizaciones internacionales, empresas y grupos de la sociedad civil y busca generar y difundir información oportuna para promover un desarrollo sostenible. Esta iniciativa es fruto de las recomendaciones del informe sobre la revolución de los datos que un grupo de expertos del que Alicia Bárcena formó parte entregó en 2014 al Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon.

Como ejemplo de la búsqueda de transparencia y de participación de la sociedad civil, Bárcena citó también el proceso de aplicación del Principio 10 de la Declaración de Río sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo en América Latina y el Caribe para la negociación de un acuerdo regional sobre derechos de acceso a la información, la participación y la justicia en asuntos ambientales, en el que la CEPAL ejerce la secretaría técnica.

Contacto

Suscripción

Reciba las novedades de la CEPAL por correo electrónico

Suscríbase