You are here

Available in:

La CEPAL conmemora el Día Internacional de los Pueblos Indígenas

En esta nueva conmemoración la Secretaria Ejecutiva de la CEPAL, Sra. Alicia Bárcena, señala que los principios de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas deben ser un eje central en el control de la pandemia de covid-19, así como en los procesos de reactivación y reconstrucción económica para que Abya Yala vuelva a ser la tierra de la madurez plena y recupere la vitalidad de su sangre.

10 August 2020|Briefing note

El 23 de diciembre de 1994 la Asamblea General de Naciones Unidas decidió que se celebre cada 9 de agosto el Día Internacional de los Pueblos Indígenas, fecha que conmemora la realización de la primera reunión, en 1982, del Grupo de Trabajo sobre Poblaciones Indígenas de la Subcomisión de Prevención de Discriminaciones y Protección a las Minorías.

Desde entonces, la comunidad internacional dio pasos concretos para reconocer los derechos de los pueblos indígenas y crear ámbitos específicos para ello dentro del sistema de las Naciones Unidas. Así, en el año 2000 se establece el Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas y, luego de largos debates, en 2007 se aprueba la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, un hito fundamental que junto al Convenio No. 169 de la Organización Internacional del Trabajo (de 1989) sintetizan los estándares internacional vigentes, obligatorios para los estados. En 2001 se designa un Relator Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas y en 2007 un Mecanismo de Expertos.  

Se suman a ello la Declaración Americana de Derechos de los Pueblos Indígenas adoptada por la Organización de los Estados Americanos en el año 2016 y los múltiples cambios constitucionales y legales en materia de reconocimiento y promoción de los derechos de los pueblos indígenas emprendidos por los países de la región y a nivel global.  

Sin embargo, en el mundo y en nuestra región, persisten enormes brechas entre los estándares internacionales y los avances jurídicos respecto a la realidad cotidiana de los pueblos, hombres y mujeres indígenas, no solo en términos de sus condiciones de vida sino en cuanto a su pleno reconocimiento como colectivos con culturas y cosmovisiones propias que deben participar en igualdad de condiciones en la toma de decisiones políticas, sociales y económicas de los países.    

Este 9 de agosto de 2020 la situación se agrava por la crisis derivada de la pandemia de la covid-19, que ha producido impactos diferenciados sobre la realización del derecho a la salud y a la vida de los pueblos indígenas, así como sobre otras dimensiones de sus derechos económicos, sociales, culturales, territoriales y ambientales. No obstante, y en concordancia con el tema de conmemoración de este año "Covid-19 y la resiliencia de los pueblos indígenas", la Secretaria Ejecutiva de la CEPAL, en su mensaje señala que "pese a la situación de mayor vulnerabilidad,  los pueblos indígenas han dado también muestras de su capacidad de activar medidas autónomas de contención y mitigación, desplegando estrategias de reciprocidad, de autocuidado y de vigilancia epidemiológica, entregando un ejemplo al mundo de respuestas colectivas frente a la pandemia, que saludamos y de las que podemos aprender".

Junto con lo anterior, la Sra. Bárcena destaca el patrimonio cultural de los pueblos indígenas y su relación integral con la naturaleza y los valiosos aportes que ellos hacen en materia de conservación de la biodiversidad y la mitigación del cambio climático, considerando todo ello como elementos fundamentales para redefinir nuestro modelo de desarrollo y orientar los procesos de reactivación y reconstrucción "hacia sociedades más inclusivas, más democráticas, más garantes de derechos humanos  y más resilientes".

Asimismo, la Sra. Bárcena señaló que es preciso que los estados adopten medidas urgentes de atención y contención para proteger la vida, la salud y la sobrevivencia de los pueblos indígenas, en concordancia con la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas y las recomendaciones y directrices que diversos organismos internacionales han generado en la materia, "poniendo al centro la participación y el consentimiento libre, previo e informado en las estrategias que se implementen. Y agrega que los principios de la Declaración deben ser un eje central en el control de la pandemia de covid-19, así como en los procesos de reactivación y reconstrucción económica para que Abya Yala vuelva a ser la tierra de la madurez plena y recupere la vitalidad de su sangre".

El mensaje adjunto fue presentado el 7 de agosto, durante el evento de conmemoración del Día Internacional de los Pueblos Indígenas, convocado por el Fondo Internacional de los Pueblos Indígenas de América Latina y el Caribe (FILAC) y las agencias y organismos de las Naciones Unidas que integran el Grupo Interagencial Regional de Pueblos Indígenas de América Latina y el Caribe, del cual la CEPAL forma parte.