Se encuentra usted aquí

Disponible en:Español

Potenciar la resiliencia de los territorios gracias a su conectividad con las ciudades

1 de octubre de 2016 a 31 de mayo de 2017|Proyecto/Programa

Resumen Ejecutivo

América Latina y el Caribe, es una región altamente urbanizada con cerca del 80 por ciento de la población residiendo en centros urbanos y se estima que esta proporción aumentará a 85 por ciento en 2030. Esta situación genera una fuerte presión ambiental, económica y social al mismo tiempo que desequilibrios entre el tejido urbano y el resto del territorio nacional y regional. Se nota cada vez con más fuerza la necesidad de orientar las políticas públicas hacia al desarrollo urbano y territorial sostenible, integrando los retos del cambio climático y buscando fortalecer la resiliencia de los territorios (urbanos y rurales).

La planificación urbana y territorial tradicional presenta el territorio colindante como prestador de servicios para la ciudad. Esto se debe complementar con una visión que enfatice en la relación sistémica entre la ciudad y su entorno. La ciudad ejerce atracción, e influye sobre los patrones de producción, distribución y consumo de los territorios adyacentes. Asimismo los territorios con sus especificidades (económicas, geográficas, culturales etc.) influyen sobre las dinámicas de las ciudades.

El objetivo de este proyecto, que se ejecuta en colaboración con la cooperación francesa, es estudiar el tejido de relaciones entre las ciudades y su territorio de pertenencia para realizar recomendaciones de estrategias, políticas e instrumentos con el fin de promover la resiliencia de los territorios. Se busca ver como fortalecer círculos virtuosos de intercambio y promover sinergias entre los sistemas de asentamientos humanos y su territorio de pertenencia.

Resultados

Para alimentar la discusión se identificarán tres ciudades con sus territorios, donde se llevará a cabo un análisis más detallado de políticas públicas territoriales. Se buscará identificar prácticas que contribuyen a reforzar al tejido económico y social de las ciudades con sus territorios, teniendo en cuenta la sostenibilidad ambiental, fomentando de esta forma los efectos positivos y disminuyendo los efectos negativos de la ciudad sobre los territorios que la rodean con el fin de transitar hacia territorios (y ciudades) resilientes. Al finalizar el proyecto se espera obtener recomendaciones de políticas públicas que permitan fortalecer la resiliencia de los territorios gracias a su conectividad con la ciudad.

Suscripción

Reciba las novedades de la CEPAL por correo electrónico

Suscríbase