CEPALSTAT

Convenio CEPAL - Ciudad de Milán
Programa de Cooperación Internacional sobre Sostenibilidad Urbano-Regional y Seguridad Humana, Eficiencia Energética y Defensa del Equilibrio Climático (Imprimir esta página)

Coordinadores: Joseluis Samaniego y Ricardo Jordán


ANTECEDENTES: La CIUDAD DE MILÁN, una de las principales capitales económicas y financieras del continente europeo, sede de un importante polo científico de investigación y desarrollo, ha tomado importantes compromisos internacionales contribuyendo a la Metas del Milenio establecidas por la ONU en materia de seguridad humana y alimenticia y adoptando medidas en favor del desarrollo urbano sustentable, del medio ambiente y del equilibrio climático global. Las iniciativas internacionales de la CIUDAD DE MILÁN se inspiran en el  principio de la cooperación al desarrollo descentralizada y refuerzan las líneas del intercambio ciudad–ciudad, que identifica, en los actores locales un recurso fundamental para enfrentar los grandes retos y alcanzar los grandes objetivos para el nuevo Milenio; como lo establecido por la nueva legislación nacional italiana y europea, las cuales hoy dan impulso a formas innovativas de cooperación entre ciudades y entre regiones. La CIUDAD DE MILÁN, UN-CEPAL y UNCRD, en conjunto han desarrollado una experiencia piloto en Chile (2005-2007) de cooperación técnica, sobre la base de la experiencia, información y metodologías de las entidades participantes, y un modelo de desarrollo integrado urbano sustentable desarrollado por la Ciudad de Milán, a través de su estructura técnica, Agenzia Mobilita e Ambiente, dotado de módulos de capacitación e investigación que son motivo del presente Memorando. Esta Fase I, desarrollada con el apoyo de la Universidad Blas Pascal y de una estructura universitaria y gobiernos subnacionales chilenos, tuvo la forma de un programa de “Magíster en Proyectos Urbano-Regionales y Seguridad Humana para América Latina y el Caribe” y consideró el ordenamiento territorial de ciudades-región como contexto para la materialización de proyectos urbano-regionales. Más específicamente, se abocó al diseño, implementación  y seguimiento de una Agenda Estratégica Urbano–Regional y de Seguridad Humana y Hábitat (desarrollo económico, asociativismo e innovación, suelo, vivienda, espació publico, servicios e infraestructura, empleo e ingreso, cohesión social, riesgo, amenaza  y vulnerabilidad). El programa consideró fundamental  implementar un sistema operativo – instrumental de administración y gestión para la inserción internacional, el desarrollo institucionalidad y gobernabilidad, la productividad regional y urbana, la seguridad humana y el mejoramiento de la habitabilidad territorial.  

OBJETIVOS:
 En cumplimiento de estos objetivos se prevé la realización de las siguientes actividades:  a) Cooperar en la definición de un Programa de Fortalecimiento de Capacidades y su difusión en  América Latina y el Caribe.  Cooperar  en  la promoción  de procesos asociativos y alianzas entre las ciudades y en la formación de capacidades para el desarrollo sostenible. El programa específicamente se abocará  a la definición y formulación de los proyectos prioritarios de los gobiernos subnacionales en materia de desarrollo sostenible y seguridad humana, eficiencia energética y clima. Esta creación de capacidad aprovechará la forma de e-learning, acompañado de eventos presénciales que pueden conducir a diplomados y maestrías de nivel post-universitario, tomando a modelo la experiencia conducida con éxito en Chile durante la primera fase l;. b) Desarrollar un Programa de Cooperación Técnica que considera el diseño, implementación, monitoreo y evaluación de proyectos y sus  indicadores, sistemas e instrumentos de gestión, para la formulación de iniciativas que permitan avanzar en el cumplimiento de las Metas del Milenio, el mejoramiento de la seguridad humana, la eficiencia energética y la defensa del equilibrio climático,  incluyendo medidas de reducción de Gases de Efecto Invernadero, y colaborando con los compromisos de la Ciudad de Milán al respecto, mediante formas dirigidas a la identificación de potenciales proyectos y de oportunidades en términos de generación de créditos de carbono que contribuyan a las reducciones negociadas por el Gobierno de Italia.  c) Desarrollar proyectos MDL y MDL programáticos (Mecanismos de Desarrollo Limpio previsto por el Protocolo de Kyoto) seleccionados mediante las actividades previstas en los puntos a) y b), con una evaluación y desarrollo de los proyectos mismos, en colaboración con los servicios del Ministerio de Medio Ambiente del Gobierno italiano; elaboración de esquemas PIN (Project Idea Note) y/o PDD (Project Design Document); organización de su ejecución,  administración, seguimiento y diseminación de resultados.